Feeds:
Entradas
Comentarios

Archive for the ‘Poesía’ Category

Última página de EL PEQUEÑO PERIÓDICO, No. 102. Ya está en circulación la edición impresa.

Anuncios

Read Full Post »

Esta noche en la Fiesta del Libro de Medellín, John Harold Giraldo Herrera presentará su primer poemario, en conversación con su editor Ángel Galeano Higua

Colección Poetas Anónimos

Sin prisa se abre camino

John Harold Giraldo Herrera es docente de tiempo completo en la Universidad Tecnológica de Pereira y está adscrito a la Facultad de Ciencias de la Educación.

John Hardol Giraldo Herrera, hombre polifácetico: periodista, catedrático universitario, magister en literatura y candidato a Doctor en Educación.

Nacido en Pereira en 1979 es Magíster en Literatura y candidato a Doctor en Educación. Asume la necesidad de expresarse contando historias periodísticas escritas y desde el lenguaje audiovisual, ha ganado varios premios de periodismo como becas del Ministerio de Cultura.

Sus textos, en especial sobre cine, han aparecido en medios locales, nacionales e internacionales y es colaborador permanente de El Diario. Acaba de publicar su primer libro de poesía, toda una novedad en su amplio quehacer cultural porque siempre se le ve dedicado a otros campos. Este “secreto” estaba bien guardado.

¿Cómo logró interesar la publicación con la Fundación Arte & Ciencia?
Primero venciendo la timidez para mostrar lo que se hace y en parte eso lo logró Ángel Galeano Higua que es el editor de la colección Poetas Anónimos que lleva unos 10 poetas que publican por primera vez y no son tan reconocidos en esa materia. Ángel ya conocía algo de mi escritura y le envié un borrador, de ahí en adelante el proceso marchó hasta llegar a la consolidación de la publicación que es muy bonita en términos estéticos.

Lo conocemos como profesor universitario, escribiendo sobre cine y comprometido con la escena cultural de Pereira. ¿En qué momento llega la poesía?
Es una combinación de formas de expresión, he sido un tanto obstinado en la necesidad de expresarme y la poesía es un modo para salir a flote con otras cosas que uno quiere decir. Creo que entrar en la poesía significa dar un brinco y superar situaciones de la vida cotidiana que dejamos plasmadas en una serie de textos que están condensados en muchas ilusiones y que dan cuenta de sentimientos, amoríos, el transcurrir de los hechos, pero también dan cuenta de algo, y es el asombro.

¿Qué caracteriza los poemas de este libro?
Son poemas ágiles cuya duración es muy breve y están  divididos en tres colores: verde cuando ya tienes la libertad para pasar; naranja o amarillo cuando hay que detenerse o alistarse para continuar y el rojo que es un pare obligado donde el pensamiento vuela más rápido para salir avante a esa condición apremiante del semáforo. Son poemas que le rinden tributo al amor, a la compañía, a la posibilidad de ser padre… este libro lo he hecho con mi hijo y esa posibilidad de re-existir marca mucho los mensajes.

 ¿Cómo es eso de re-existir?
He tenido la oportunidad de compartir con una comunidad que aprecio mucho y de la que he aprendido y son los Misak, un pueblo indígena del Cauca con el cual he podido tener contacto y he aprendido de su cosmovisión; ellos enseñan que si en la vida hay que resistir hablan a cambio de re-existir, de volver a hacer, y eso es lo que nos ocurre a los seres humanos todos los días, poder volver a ser.

Uno existe a través del poema, uno re-existe a través del encuentro con un amigo, una aventura en un viaje, apreciar a los amigos con los que se cuenta, de poder ser docente, mecánico, celador, ama de casa y en cualquier espacio en el que nos encontremos hay que tratar de reinventar la vida cada segundo.

¿Cuánto tiempo le tomó estructurar la obra?
En estos dos últimos años de mi vida, pero tengo poemas que he guardado desde que estaba en el colegio y son menos breves, y en algún momento podrán salir en otra publicación o en un evento los leo, pero están disueltos. Esta es una compilación que da pie para esa idea de transcurrir, pensar el ahora, como una posibilidad trascendente pero lo que viene también apremiante y lo que pasó como parte de todo el calendario de un ser humano que también disfruta así sea padeciendo.

¿Qué prefiere, el cine o la poesía?
Ambas, en el cine hay mucha poesía, la imagen en movimiento está llena de reverdecimientos, matices, improntas, hay una movilidad especial para poder estar en la vida. La poesía también es cinematográfica porque está llena de imágenes que permiten conjeturar circunstancias. Veo cine asumiendo su lado poético, sea perverso, sea trascendente, de detalle, histórico, y muchas veces leo poesía tratando de imaginarme toda una película.

¿Con quién aprendió a ver e interpretar el cine?
Le debo la agudeza en la visualización de películas en primer lugar a mi padre; desde que yo tenía tres años me llevó a los cines y hacía una cosa que hoy en día uno lo piensa, y es que a los 12 años cuando había películas para mayores de 18 él me acompañaba y me explicaba las escenas, hoy en día muchos niños y jóvenes consumen productos masivos sin la compañía de sus padre. También aprendí en la academia; mi formación como comunicador audiovisual en la Universidad Tecnológica de Pereira me ayudó a forjar el pensamiento crítico y pienso en tres maestros excepcionales:

Fernando Maldonado, Luz Marina Henao y un colega que aprecio mucho, Lauro Zabala, un crítico investigador cinematográfico mexicano, y luego los encuentros de críticos de cine con Germán Ossa, además la constancia de ver cine, no puedo dejar pasar una semana sin ver varias películas. Me encanta el cine comercial, hasta el cine del 25 de diciembre lo he consumido no por el ritual del desenguayabe sino porque hay que ver lo que se produce.

¿Le gusta el cine colombiano?
Me encanta porque habla de nosotros, de nuestras características y cultura; le debo al cine colombiano la posibilidad de conocer tantos lugares que la pantalla chica no muestra, por ejemplo en La Sirga la laguna de La Cocha; le debo a la película La eterna noche de las 12 lunas el haber visto por primera vez una ranchería wayuu; le debo a Óscar Ruiz Navia la posibilidad de haber conocido un personaje como Cerebro y un lugar tan hermoso como La Barra. El cine me ha permitido conocer tanto realidades como personas que me dejan maravillado.

¿Qué le han dicho sus primeros lectores?
Mi vida se desenvuelve entre la docencia, el periodismo, las aventuras como reportero y el compartir con algunos estudiantes y colegas que también escriben poesía y ha sido un placer y me ruborizo al comunicar estos mensajes en la medida que hablan de manera sensible una forma de ver la vida. Los comentarios han sido positivos, me siento complacido y hay interesados en el libro, al fin y al cabo se publica para el público.


Tomado del Diario del Otún – Pereira.

http://www.eldiario.com.co/seccion/PERSONAJE/colecci-n-poetas-an-nimos-sin-prisa-se-abre-camino1709.html

Read Full Post »

Viaje a La última página

Ángel Galeano Higua

Miguel Ángel Sanz, compositor y guitarrista español. “He querido vestir la poesía con la sencillez de una seda que acompaña el discurso poético y amalgama la palabra y el sentir con el timbre y los tonos de la guitarra” (Fotografía de Ángel Galeano Higua)

¿Quién iba a creer que aquel librito de tapa beige, fácil de llevar en el bolsillo, titulado La última página con que la Fundación Arte & Ciencia inició su emblemática Colección Poetas Anónimos, iba a sacudirnos en tono mayor cinco años después de publicado? El opúsculo, como lo llama un poeta de Mompox, cayó en manos del músico español Miguel Ángel Sanz, quien lo leyó electrizado, con los dedos puestos en las cuerdas de su guitarra. Surgió un diálogo entre músicas que le reveló la nueva sangre de la poesía colombiana y lo impulsó a escribirles partituras a Euridice, El trompo, El río sin agua, Escrito en la espalda de un árbol, entre otros. Embriagado de lirismo se lanzó a organizar recitales, jubilosa forma de compartir su descubrimiento, primero en Barcelona, y luego en Cartagena, Barranquilla y Medellín.

Miguel Ángel Sanz, su esposa Maryuth Contreras y su hijo Miguel Alfonso, al pie de “El hombre, creador de energía”, escultura del maestro Rodrigo Arenas Betancur. Universidad de Antioquia. (Fotografía de Ángel Galeano Higua)

Tuvieron que transcurrir varios días desde que lo escucháramos en el auditorio del edificio de Extensión de la Universidad de Antioquia, para digerir la magia del recital y escribir esta nota. Caló hondo en nosotros. Y también en él, desde el primer impacto que vivió al devorar el librito, en diciembre pasado, allá, en su residencia de Cerdanyola del Vallés, ante el asombro de su esposa Maryuth y su hijo Miguel Alfonso.

Recital en la Casa de Cooperación Española, Cartagena.

Imbuido de poética, me contagió hasta tal punto que terminé de rapsoda. Esa fue la nominación con que me implicó, y pronto me vi leyendo a un puñado de poetas catalanes y colombianos ante el público asistente al ancho patio colonial de la Casa de Cooperación Española de Cartagena, luego en el abarrotado auditorio de la Normal Nacional La Hacienda de Barraquilla, después en la Universidad Los Libertadores de la ciudad amurallada, y por último en el auditorio de

Recital en la Normal Nacional “La Huerta”, Barranquilla.

Extensión de la Universidad de Antioquia, el 17 de julio.

Pero la magia no estaba sólo en la lectura, yo apenas presté mi voz, sino en la música que brotaba de Miguel Ángel Sanz y que le transmitía a su guitarra, “cubriendo de seda” los versos, arrullándolos, acompañándolos. Las palabras son la base, su ritmo, su vuelo. La guitarra es el instrumento con que Miguel Ángel Sanz lee el mundo, la vida, la poesía. Además de excelente intérprete (regó trozos del Concierto de Aranjuez, a manera de calentamiento, antes del recital en la Normal “La Hacienda” y homenajeó a Adolfo Mejía en Cartagena, con motivo de los 45 años de su muerte, con el Bambuco en mi menor, la única obra solista compuesta para guitarra por el maestro Mejía), Miguel Ángel Sanz es un creador fabuloso: hizo bailar el trompo al son de su guitarra, recreó la última cosecha de pájaros que dio el árbol, plasmó la transformación del río sin agua e hizo sonar las dos copas de vino en el brindis de los amantes…

Martín Madera, Maryuth Contreras, el maestro Miguel Ángel Sanz y Carmen B. Zuluaga, en Barranquilla (Foto de Ángel Galeano Higua)

Y como si aquello fuera poco, nos obsequió con dos sentidos preludios de su inspiración e invitó a su hijo de 10 años a declamar dos bellos poemas de autores colombianos.
En esta celebración, que contó con el apoyo de la Fundación Fórum Diversit Arts y Fundación Miquel Marti i Pol, de España, y la Fundación Arte & Ciencia de Medellín, Colombia, el compositor ha querido “vestir la poesía con la sencillez de una seda que acompaña el discurso poético y amalgama la palabra y el sentir con el timbre y los tonos de la guitarra”, según sus propias palabras y poner de relieve los aportes de la cultura colombiana.
Confiamos que estos recitales se repetirán el próximo año, para lo cual nuestra Fundación Arte & Ciencia y el Grupo Literario El Aprendiz de Brujo, estaremos listos a hacer lo que sea necesario. Porque la llama que el librito con formato de bolsillo encendió, no podemos dejar que se apague.

_________________________________

Algunos poemas del recital

 

Carta a Dolors

Miquel Martí i Pol

(España)

 

Me cuesta imaginarte ausente para siempre.

Tantos recuerdos  tuyos se me acumulan

que no dejan espacio para la tristeza.

No quiero hablarte con voz melancólica

ni me angustia, ni me quita la alegría de vivir;

me duele saber que no podremos compartir

nunca más el pan, ni hacernos compañía;

pero de este dolor saco la fuerza

para escribir estas palabras y recordarte.

Más tenazmente que nunca, me esfuerzo en crecer

Sabiendo que tú creces conmigo: proyectos,

Ilusiones, deseos, se elevan

para ti y contigo, por muy distantes que te sean,

y contigo y para ti sueño cumplirlos.

Estás presente en las pequeñas cosas

y es en ellas que te recuerdo y te evoco,

seguro como nunca que la única esperanza

para sobrevivir es amar con la fuerza suficiente

para convertir todo lo que hacemos en vida

y hacer crecer la esperanza y la belleza.

 

Tú ya no estás y florecerán las rosas,

madurarán los trigales y el viento tal vez

desvelará secretas melodías;

tú ya no estás y el tiempo ahora me transcurre

entre tu recuerdo, que me acompaña,

y aquel esfuerzo, que sobradamente conoces,

de persistir cuando nada nos es propicio.

Desde estas palabras muy tiernamente te recuerdo

Mientras la tarde suavemente declina.

Todos los colores proclaman vida nueva

y yo la vivo, y en ti se me representa

sorprendentemente vibrante y armoniosa.

No volverás nunca más, pero perduras

en las cosas y en mí de tal manera

que me cuesta imaginarte ausente para siempre.

______

Brindis

Joan Margarit

(España)

 

Más juntos de lo que supone nadie,

alzamos las copas.

En los ojos del otro, cada uno

halla su propia luz.

En un instante, un hombre, una mujer,

pueden equivocarse.

______

El olfato del tiempo

Álvaro Julián Moncada Gómez

(Colombia)

 

A cada instante me acecha el olfato del tiempo

Me sigue como una nariz indiscreta

que quiere inmiscuirse en todos mis asuntos

Respira mis recuerdos

Y como si fuera poco se roba a cada instante

el olor de mi niñez.

 

El olfato del tiempo

Sabe a qué huele mi desgracia

Conoce el terrible olor de mis heridas

Y hasta sabe de memoria con qué está hecho el

perfume de la mujer que amé.

 

El olfato del tiempo

Respira los aromas más íntimos de mi existencia

Y como un perro de caza

Me acecha noche y día.

Sospecho desde siempre que el olfato del tiempo

Solo me abandonará

Cuando en lugar de respirar mi vértigo y deseo

Respire tan solo el aire de mi olvido.

 


 

Read Full Post »

Voces poéticas de Colombia y España

 

17 jul. 2018 5:00 PM – 17 jul. 2018 6:30 PM
Auditorio Principal Edificio de Extensión

 

En la celebración de los 10 años del Grupo Literario Aprendiz de Brujo, tendremos la oportunidad de disfrutar del recital poético: “Voces poéticas de Colombia y España. Poesía viva”. Un momento para celebrar la poesía de autores colombianos y españoles, y la música compuesta e interpretada por el maestro catalán de guitarra clásica Miguel Ángel Sanz.

La poesía se puede vivir desde muchas miradas y sentires, pues es palabra, es música, y es imagen; si bien su herramienta principal es la palabra, su proceso creativo se enriquece en contacto con una musicalidad o una proyección mental que trascienda los límites del lenguaje. Es por esto que se puede hablar de una Poesía Viva, aquella que se lee y se siente de otras maneras y que se puede transmitir a través de una puesta en escena en la que, por ejemplo, la música puede ser participe, dándole a la poesía una vida diferente, para que sea percibida diferente.

Es por esto que tendremos la oportunidad de disfrutar de un recital llamado: “Voces poéticas de Colombia y España. Poesía Viva”. Un espacio en el cual no solo habrá lectura de poemas, sino que estos estarán acompañados por la música de un compositor e intérprete de guitarra clásica, el español Miguel Ángel Sanz. Esta será además una oportunidad para conocer algunos poetas de nuestro país y ponerlos en diálogo con algunos poetas españoles. Los poetas colombianos que tendremos la posibilidad de conocer y escuchar a través de la lectura que, de sus poemas, hará como rapsoda Ángel Galeano Higua, fundador del Grupo Literario El Aprendiz de Brujo, serán: Lucía Estrada (Medellín), Rubén Darío Lotero (Medellín), Pedro Arturo Estrada (Girardota, Antioquia), Miguel Méndez Camacho (Cúcuta), Luis Hernán Rincón Rincón (Támesis, Antioquia), Julián Moncada (Medellín); y los poetas catalanes serán: Joan Margarit (Sanhauja, Lérida, 1938); y Miguel Morti i Pol (Roda de Ter, 1929-2003).

Este recital que se llevará a cabo por motivo de la celebración de los 10 años del Grupo Literario El Aprendiz de Brujo, será una gran oportunidad para disfrutar de la unión que propicia la poesía, que se puede lograr entre la música y la palabra y que se puede dar también entre dos culturas diferentes, la colombiana y la catalana, ya que aunque sean idiomas diferentes, la poesía, al ser también música, trasciende los límites del idioma y de la palabra.

La invitación es para todos aquellos amantes de las letras y de la música, para que no se pierdan esta oportunidad de disfrutar este recital para que se acerquen al Auditorio principal del Edificio de Extensión de la Universidad de Antioquia, el próximo martes 17 de julio de 2018 a las 5:00 p.m. La entrada es libre sin boleta.

 


Ver: http://www.udea.edu.co/wps/portal/udea/web/inicio/todos-eventos/udea-eventos/contenidos/voces-poeticas-de-colombia-y-espana/!ut/p/z1/xZXdbpswFIBfZTe9tGyIDeaSZV23LD-kKU3gJnJsp2EDm4BLl73TnmIvNqNNW7s1JNWEhow4Rz7n8_mRDzCFK5gq1mR3zGRasdzqSeqtaTB0nRCj8ez6lqLQW8RX06u5E7kELp8aoA8OQeH8MprezIbRm5EL0-P-45Hz0x8deUJ0nn-HQdod_y1MYcqVKc0OJqWuDMvvhWQXiNVPtZ0u5A_ZaKHrV7l9ZSOV0fUFajfAL41rZaTKRCs3mssalFqajLMaCAm4znWxyRg4AFmXTLE2gpJnAibuwMNoyzggmFOAAyQAo24AMCbEt2vjsKA74zaltLugy_a8xwSK6Fvbs5vxJY4nCM3InwbPNPXUIYkN0j_aFh_BRcvYZrmR1VoqIZiRa-Qw4nlkA_A2wAAjTgDjQgBXckFEQDc-9myRkIsA8oHjPELUhlXmRRCH_gXZ38vqcCYg0rL-9pXBdydyjd57cNlk8gHGSleFvVKLF_a7G982tE-82y-e9Iv3e8XP-y3O3OkV7-F_xI9OzVb783CryXByZ7HM7ECmthqufk9HuDpnOlpK9nG_T0M7p1vXzwau_tOgLos4jgs6OIBP1xQNrISTUfPl9RQ8-0kTWoffAX6NHqA!/dz/d5/L2dBISEvZ0FBIS9nQSEh/?urile=wcm:path:/PortalUdeA/asPortalUdeA/asHomeUdeA/Todos%2Blos%2BEventos/udea-eventos/contenidos/voces-poeticas-de-colombia-y-espana

Read Full Post »

Centre Cívic

Banus Bonasort

Día Mundial de la Poesía

Cerdanyola del Vallés, Barcelona

Recital

La última página de El Pequeño Periódico

Read Full Post »

Centre Cívic

Banus Bonasort

Día Mundial de la Poesía

Cerdanyola del Vallés, Barcelona

Recital

La última página de El Pequeño Periódico

Read Full Post »

Centre Cívic

Banus Bonasort

Día Mundial de la Poesía

Cerdanyola del Vallés, Barcelona

Recital

La última página de El Pequeño Periódico

Read Full Post »

Older Posts »